396 crímenes se contabilizan en Ecuador en 2019

- 15 de mayo de 2019 - 00:00

En la Costa, los asesinatos se dan por líos entre bandas. En la Sierra la dinámica difiere y ocurren por problemas intrafamiliares, comunitarios y delincuencia común.

En Ecuador, desde el 1 de enero hasta el 9 de mayo de 2019 se registraron 396 muertes violentas, según estadísticas de la Policía Nacional.

Los móviles son diversos y cambian según el territorio del país; por ejemplo, en la Sierra, sobre todo en Quito (Pichincha), los casos “ocurren generalmente por violencia comunitaria, intrafamiliar y delincuencia común (al oponerse a robos)”.

Así lo confirmó Édison Valverde, jefe de la Dirección Nacional de Delitos Contra la Vida, quien explicó que esta dinámica facilita la resolución de los casos, pues al no ser planificados los involucrados dejan pistas que permiten su detención.

El oficial precisó que por esta razón en Quito se ha notado un alto porcentaje de casos aclarados. De las 44 muertes violentas reportadas en este año, en 31 hubo personas aprehendidas, mientras que el resto de eventos continúa en indagación.

Sin embargo, aclaró que hay provincias en las que se registran menos casos y el 100% está resuelto; por ejemplo en Chimborazo.

“Los crímenes son cometidos frente a más personas que colaboran con información.  Esto cambia cuando se trata de delincuencia organizada pues los testigos callan por temor a represalias”.

Líos entre bandas
Esto ocurre en la Costa, principalmente la Zona 8 (Guayaquil, Durán y Samborondón) y Los Ríos, donde las muertes violentas se generan principalmente por la violencia criminal. Esto se refiere a ajustes de cuentas o venganza entre organizaciones delictivas, por delitos como narcotráfico, microtráfico, robos, entre otros.

Ramiro Ortega, jefe de la Policía en Los Ríos, precisó en abril pasado que 14 víctimas de asesinatos tenían antecedentes penales, por lo que se presume que se trató de enfrentamientos entre organizaciones.

Disputa de territorios
Ana Ramos, de la Fiscalía Cuarta de Personas y Garantías en Guayas, indicó que -de acuerdo a la experiencia en su despacho- en Guayaquil las muertes violentas se dan sobre todo por disputa de territorios.

“El líder de la banda necesita tener el dominio del sector donde opera, ya sea para cometer el delito de tráfico de sustancias sujetas a fiscalización u otros correlacionados como el secuestro extorsivo, usura, etc”.

Agregó que los cabecillas de banda no solo quieren abarcar una zona, sino que pretenden someter a líderes de otras organizaciones y se dan estas muertes.

Otro tema que ha evidenciado son venganzas entre integrantes o familiares de miembros de las bandas o venganzas de tipo personal.

“Por ejemplo cuando alguien no quiere someterse a un grupo, lo amenazan con matarle familiares y lo hacen. Así demuestran su poder en el territorio”.

Ramos manifestó que así las personas tengan antecedentes delictivos o estén dentro de un centro de rehabilitación social, la investigación se lleva de igual forma para sancionar a los implicados.

Esta semana, el futbolista Mauricio Quiñónez Torres, de 18 años, fue asesinado en la Isla Trinitaria, en el sur de Guayaquil.

La Dirección de Delitos Contra la Vida informó que presuntamente el caso fue una venganza, pero en contra de su hermano, que tiene boleta de captura vigente. (I)  

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP